Método Feldenkrais

Método Feldenkrais

En muchas ocasiones nos olvidamos del poder que tenemos nosotros mismos para nuestro bienestar, buscando fuera la solución para tratar diferentes problemas. Con el objetivo de volvernos a concienciar del potencial de nuestro cuerpo surgió el método Feldenkrais.

Este método utiliza el movimiento como vehículo para acceder al cerebro y a su capacidad para crear nuevas conexiones neuronales, de esta forma, puede encontrar los patrones más eficientes de acción, recuperar movilidad del cuerpo, refinar habilidades motrices y adquirir mayor vitalidad.

Estiramiento Feldenkrais

Feldenkrais, no trabaja a partir del esfuerzo muscular o de la flexibilidad, no se enfoca en el contacto muscular, sino que el énfasis de este método está dirigido en el movimiento del esqueleto mientras se practica la atención dirigida.

Aunque Feldenkrais no es una terapia ni sustituye un tratamiento médico, sino un método educativo, su objetivo es superar dolores, limitaciones y lograr un estado de bienestar y vitalidad física, mental y emocional.

¿En qué consiste el método Feldenkrais?

El método Feldenkrais fue descubierto por un doctor en Ciencias, de origen ruso, experto en judo, ingeniero mecánico y educador, el Dr. Moshe Feldenkrais. Este sufrió una grave lesión de rodillas y se enfrentó con una alta probabilidad en el posible confinamiento a largo plazo en una silla de ruedas. No contento con el pronóstico y con los métodos tradicionales disponibles, desarrolló un programa de movimiento terapéutico, el método Feldenkrais, basado en los principios de la física y la biomecánica, la comprensión empírica de la fisiología humana y la conexión entre la mente y el cuerpo.

La finalidad de esta terapia consiste en conseguir una toma de conciencia completa de nuestro cuerpo y una mayor eficacia de los movimientos corporales mediante la interacción de movimientos coordinados, reforzando así los mecanismos sensorio-motorios.

Los profesionales utilizan el movimiento suave y la atención dirigida para así aumentar la facilidad y amplitud de movimiento, mejorar la flexibilidad y la coordinación y, en última instancia, el redescubrimiento de una capacidad innata para el movimiento grácil y eficiente.

Beneficios del método Feldenkrais

Como hemos visto anteriormente, la práctica de este método tiene numerosos beneficios. La gran característica de esto, es que al tratar con muchos aspectos del cuerpo humano, nos reporta numerosas ventajas en diversas zonas.

  • Expande la autoconciencia y la autoimagen.
  • Ayuda a mejorar el movimiento, la postura corporal, la flexibilidad de los músculos, la coordinación y la relación espacial.
  • Contribuye a encontrar el origen de las dolencias que tengamos en nuestro cuerpo.
  • Colabora a tratar diversos padecimientos como la artrosis, la lumbalgia, la osteoporosis, las contracturas, el dolor cervical y lumbar.
  • Ayuda en la recuperación de problemas neurológicos.
  • Amplía las posibilidades de acción y destreza del cuerpo.

Además, otro de los beneficios del método Feldenkrais es que tiene una parte preventiva y de reparación. El trabajo físico que se realiza en sus sesiones resulta adecuado para la recuperación de lesiones (siempre que un médico lo aconseje), ya que ayuda a potenciar la musculatura.

Por otro lado, también es útil para prevenirlas, ya que este fortalecimiento muscular, unido al aprendizaje consciente del control corporal, nos permitirá utilizar los movimientos más adecuados para realizar tanto las actividades del día a día como las deportivas sin caer lesionados.

También nos ayuda a controlar corporalmente el estrés. Con el conocimiento y control del cuerpo y de sus sensaciones, se puede manejar situaciones estresantes a través de la respiración y la relajación.

Dibujo Feldenkrais Otro de los beneficios es que incrementa la creatividad y la vitalidad. Nos encontraremos mejor físicamente, lo que conllevará a tener un mejor estado de ánimo, con lo que podremos potenciar nuestras cualidades y, por otra parte, la calidad de vida.

Técnicas de método Feldenkrais

Una de las grandes ventajas que tiene este método, es que se puede practicar acostado sobre una camilla especial para Feldenkrais, de pie o en otras posiciones.

Podemos diferencias dos técnicas:

Integración Funcional IF

Esta técnica se basa en que el practicante trabaje de forma individual con el alumno, que se tumbará sobre una camilla de masaje. El maestro manipulará de manera suave el cuerpo, adquiriendo conciencia de las características del funcionamiento neuromotor de éste. De esta forma, el alumno aprende a generar nuevas posibilidades de funcionamiento, haciendo un uso más diverso y completo de su cuerpo.

El efecto de estas lecciones va desde el mejoramiento del bienestar y la vitalidad, así como de la facilidad y eficacia del movimiento en general. También, es una gran ayuda en aliviar el dolor de forma gradual y disminuir el deterioro motor.

Autoconciencia a través del movimiento ATM

Estas lecciones pueden ser de manera grupal o individual, en ellas el maestro, imparte verbalmente cómo ejecutar ciertos movimientos. El objetivo del aprendizaje de esta práctica es reducir el esfuerzo, lograr un mejor funcionamiento motor y desarrollar la autoconciencia.

Al centrar la atención en cómo se realizan los movimientos y no en los beneficios, nos lleva hacia áreas que pueden ser distintas a las que usualmente atendemos, dando lugar a descubrir recursos que antes no conocíamos.

técnicas Feldenkrais

Conseguir un total control de nuestro cuerpo y, de esta manera, de todas las posibilidades que éste nos brinda puede ayudarnos a mejorar el desarrollo de nuestras actividades diarias.

Deja un comentario