Masaje Breema, una mezcla de disciplinas

El breema es un cruce entre yoga, danza y masaje. Sus 300 secuencias pueden mezclarse en combinaciones diversas durante las sesiones. La creatividad del masajista busca el bienestar del masajeado. Una persona puede aplicarse más de 200 secuencias a sí misma.Con la técnica se pretende conectar el cuerpo, la mente y las emociones presionando, frotando y golpeando determinadas partes del cuerpo con intensidad rítmica y suave. Este método, surgido en Oakland, California, tiene fines terapéuticos, principalmente, si bien se puede aplicar con otros fines, por ejemplo estéticos o deportivos. El breema se vale de “nueve principios de la armonía” que, aplicados a cada situación vital, aumentan la atención en la vida diaria. Por eso se dice que breema es el arte de estar presente.

Cómo elegir las mejores Camillas para masaje Breema

Esta técnica puede aplicarse en el suelo, pero también existe la camilla para masaje breema. Hay camillas para todo masajista, así como para las terapias curativas de reiki. Es común utilizar este mueble en prácticas diversas, como el tatuaje, la depilación, los tratamientos de estética, los spas o la fisioterapia.Un espacio para masajear no necesita mucho mobiliario. La camilla donde descansa el cuerpo mientras se masajea es un mueble muy importante porque asume el contacto y el peso de la persona. Debería ser resistente, cómoda y confortable, ligera y silenciosa en el desplazamiento. Debe poder extenderse y plegarse con facilidad. Son accesorios imprescindibles las fundas para portar las camillas, además de los cabezales, cojines, cuñas y rodillos.

Características de las Camillas de masaje Breema

Las características de las camillas varían para responder a diferentes necesidades. Pueden tener ruedas o prescindir de ellas; pueden ser articuladas, plegables, portátiles o fijas, unitarias o de dos cuerpos, o ajustables; pueden tener el respaldo abatible a múltiples posiciones y ser de diferentes pesos, colores y tamaños. La nivelación variable permite alzar la camilla a distintas alturas del suelo. Se fabrican de diferente material. Según el destino, también hay camillas eléctricas e hidráulicas.El tipo de camilla que se recomienda para cada ocasión depende de diversos factores. Las ligeras y compactas aguantan mejor el traslado frecuente. Las fijas y pesadas soportan pesos mayores. Las grandes embellecen espacios grandes y las pequeñas ahorran espacio en lugares pequeños. Cada espacio tiene su camilla.Las camillas para masaje Breema, entre otros tipos, así como las de reiki, tienen que ser cómodas y resistentes, debido a que esas técnicas implican movimiento y presión, y a veces el peso parcial del masajista, además del de la persona que recibe los masajes. Las de madera o aluminio fabricadas por Kironoa han probado ser adecuadas, no solo por los materiales, sino por la calidad del mueble y por el cuidado en los detalles. Desde el taller mismo se garantiza la resistencia, la durabilidad, la firmeza, la comodidad y la ergonomía.Debido a que somos fabricantes, en Kironoa te ofrecemos el precio más bajo por la más alta calidad. Con la garantía de fabricación de la Unión Europea. Además se ofrecen camillas personalizadas, acordes con las necesidades de cada persona.